egiptomaníacos2007

Historia del Egipto Faraónico
 
ÍndicePortalFAQBuscarRegistrarseMiembrosGrupos de UsuariosConectarse

Comparte | 
 

 DJEHUTY

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
AutorMensaje
HERJUF



Cantidad de envíos : 2721
Fecha de inscripción : 12/05/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Jue Jul 14, 2011 3:53 am

Se busca financiación para proyecto arqueológico muy rentable


El proyecto Djehuty, coordinado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, se enfrenta a uno de los retos más importantes en sus diez años de vida: encontrar un mecenas.

Todavía quedan por desvelar muchos de los secretos enterrados en las tumbas de faraones y dignatarios del antiguo Egipto. Son enigmas de un valor incalculable, que trascienden más allá de la curiosidad histórica.

Pero su descubrimiento necesita una financiación cada vez más difícil de conseguir, sobre todo cuando escasea el dinero. Y este es el reto inmediato al que se enfrenta, después de diez años de excavaciones, el equipo del Proyecto Djehuty, dirigido por el profesor José Manuel Galán, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), quien afirma con rotundidad que "es un proyecto que tiene muchos aspectos que cualquier empresa puede explotar, si sabe y quiere hacerlo".

Desde el punto de vista científico, el proyecto es rentable. Ayer, Galán presentó los hallazgos realizados por su grupo en la décima campaña, que tuvo lugar los pasados meses de enero y febrero, entre los que sobresale un depósito de más de 80 estatuillas de barro pintadas de unos 3.000 años de antigüedad y que, probablemente, pertenecían al ajuar funerario de un sacerdote. Estos objetos se unen a descubrimientos de años anteriores, como la cámara sepulcral de Djehuty (supervisor del tesoro de la reina Hatshepsut, que gobernó en torno al año 1470 a.C.), el ataúd del guerrero Iqer, la Tabla del Aprendiz o la Dama Blanca.

Puntos estratégicos
Las empresas pueden beneficiarse de este trabajo por diversas razones. Galán enumera que "Egipto tiene una gran atracción social y el proyecto es muy visual, de forma que las compañías pueden utilizarlo para presentarse con una imagen diferente de la convencional. Pueden venderse como que apoyan un proyecto de ciencia español, o un proyecto de aventura juvenil, como imagen de marca o de publicidad".

El investigador asegura que Egipto contempla con buenos ojos a las empresas que contribuyen a la restauración de su patrimonio. "Las autoridades egipcias están interesadas en la potencial apertura de nuevas tumbas, ya que puede generar una riqueza que revierta en la sociedad y en las empresas del país".

La ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, que acompañó a José Manuel Galán en la presentación de los descubrimientos de la última expedición, insistió en que "la rentabilidad de este trabajo va más allá de las publicaciones científicas, ya que permite el desarrollo de contenidos divulgativos (que en sí constituye una industria en España) y tiene un gran calado en las relaciones internacionales. Que un grupo de investigadores españoles contribuyan con gran impacto a descubrimientos que puedan ser susceptibles de nuevos desarrollos turísticos, es muy relevante para las relaciones institucionales".

La última expedición del grupo español en Luxor coincidió con las revueltas sociales, aunque el científico no cree que estos movimientos puedan afectar a futuras expediciones ni tampoco que puedan suponer a un freno a una eventual participación empresarial.

"Egipto es el país árabe con más influencia en su espacio geopolítico y , al margen de lo que pueda suceder después de las revueltas de los últimos meses, es un país con futuro económico, social y cultural. La revolución democrática abre nuevas esperanzas y nuevos potenciales, sobre todo para empresas españolas, ya que nuestro país es muy bien visto por Egipto y nos perciben de forma diferente que a otros países europeos. Las empresas españolas tienen una oportunidad enorme de negocio, ya que este proyecto les puede llevar a asentarse y a expandirse".

El Proyecto Djehuty comenzó hace diez años, con el patrocinio de Telefónica Móviles. Después de cinco años, esta compañía pasó el testigo a Caja Madrid que "después de cinco años, y tras la renovación de las cajas, nos ha anunciado que no puede mantener el patrocinio". Galán asegura que tiene trabajo para "otros cien años en la necrópolis de Dra Abu el-Naga", pero no sabe si tendrá fondos.

Lecciones de economía
El egiptólogo José Manuel Galán también ha descifrado aspectos económicos en sus excavaciones en Luxor. "La antigua economía egipcia estaba muy bien articulada y estructurada. De hecho, la escritura surge como una necesidad económica, para registrar las transacciones entre particulares y el templo o entre los particulares y palacio. Cuando Egipto se unifica bajo un monarca, la administración necesita un nivel de sofisticación mayor que cuando estaba dividido, por lo que hay que registrar la propiedad. A partir de aquí encontramos papiros de contabilidad muy elaborados".

A partir de ese momento también surgen los registros de mercancias que entran y salen del os almacenes. "Uno de nuestros hallazgos es el Ostracon, una piedra caliza en la que se registraban todos los obreros que habían ido a trabajar, se realizaba un control de los trabajadores que habían acudido y los que habían faltado y se les pagaba en función de las jornadas trabajadas. Sabemos cuanto cobraban los aguadores, los canteros, los que llevaban la leña o las mechas. Todo registrado. La organización del trabajo es una de las claves del éxito en la construcción de las pirámides", subraya Galán.

http://www.expansion.com/2011/07/13/entorno/1310567909.html?a=40e9e5177a26959080a15201fb4101c5&t=1310571395
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
HERJUF



Cantidad de envíos : 2721
Fecha de inscripción : 12/05/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Sáb Jul 16, 2011 3:54 am

REPORTAJE: José Manuel Galán, egiptólogo SINGULAR José Manuel Galán, egiptólogo
Un funcionario de 3.500 años


El investigador lleva el proyecto de Djehuty, un egipcio de la época de Hatshepsut


ABRAHAM VÁZQUEZ - Madrid - 16/07/2011

En el despacho del egiptólogo madrileño José Manuel Galán hay pocos recuerdos de sus viajes por Egipto: dos latas de cerveza, una botella llena de arena rotulada en árabe y alguna figurita. Su cubículo está repleto de libros, documentos, cuadernos y fotografías de sus excavaciones en Dra Abu el-Naga, una de las necrópolis de la antigua Tebas, en la región de Luxor.

Hace una década, Galán y un equipo de investigadores, la mayoría españoles, comenzaron un proyecto para excavar la tumba de Djehuty, un alto funcionario que vivió hace unos 3.500 años en Egipto, durante el reinado de Hatshepsut. Hallaron momias, sarcófagos, una tabla con escritura jeroglífica, ofrendas florales, joyas de oro y piezas de cerámica. Los documentos sobre esos hallazgos se multiplican en el despacho de Galán -y en los de su equipo- por una sencilla razón: el trabajo más importante no consiste en arrancarle a la arena las piezas del antiguo Egipto, sino entender su significado, calibrar su valor, fechar con la mayor precisión posible los objetos y documentar todo. Una tarea que se ha hecho toda desde Madrid. No con las piezas y objetos originales, que se quedan en Egipto, sino con esas montañas de papeles, apuntes y fotografías que se trajeron a casa. "En realidad, la excavación dura seis semanas, el resto del año es estudiar todo lo que hemos encontrado", dice Galán, nacido en Madrid en 1963, que se doctoró en Egiptología en la Universidad Johns Hopkins, en Baltimore, Estados Unidos. Sus maestros fueron Hans Goedicke y Betsy Bryan, autoridades reconocidas en el mundo en la materia.

El trabajo de un arqueólogo en la actualidad tiene poco del encanto con el que aparece en los filmes de Indiana Jones. Requiere más del trabajo de gabinete del científico y de la paciencia del detective para armar el rompecabezas con las piezas que levantan. "Unos tienen la imagen de los arqueólogos como en las películas, como buscatesoros, pero el hallazgo lo puede hacer cualquiera. Los grandes hallazgos han sido todos fortuitos", dice el investigador miembro del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). "Nuestro trabajo es como armar una escena del crimen: si hay un texto, traducirlo; los objetos hay que entenderlos, buscar paralelos y preparar una publicación científica", agrega.

El equipo del proyecto Djehuty ha estado a cargo de la excavación, restauración y, lo más importante, la publicación en revistas científicas de hallazgos como el enterramiento de Iqer, una momia a cuyo costado aparecieron flechas y arcos; la Dama Blanca, un enterramiento de 3.000 años de antigüedad; y la Tabla del Aprendiz, una tablilla de madera en donde aparecen jeroglíficos, un pequeño pizarrín de escriba en el que puede verse la mano del maestro y el alumno que perteneció al propio Djehuty. Todos son materiales que han salido del Centro de Ciencias Humanas y Sociales del CSIC donde el egiptólogo madrileño y un equipo multidisciplinar de investigadores tienen sus despachos y materiales para la publicación.

El uso de tecnologías en fotografía y vídeo digitales ha permitido al equipo trabajar desde Madrid como si estuvieran en la excavación. Han logrado armar un Egipto digital apoyados por mapas virtuales de la zona y ahora, el uso de la ortofotografía, una especie de fotografía digital que se realiza con una cámara sofisticada y de alta resolución que permite trabajar con las imágenes como si se estuviera frente al objeto físico. "Hace 10 años llevamos como algo exótico una cámara digital (el resto eran analógicas), ahora son parte de nuestras herramientas", dice Galán, que ha publicado libros como El imperio egipcio: Inscripciones.

El buen ambiente creado entre los investigadores del proyecto ha permitido integrar a un equipo variado en el que conviven desde arqueólogos e historiadores hasta geólogos y restauradores. "Lo bueno del proyecto es lo completo que es el equipo. El geólogo sabe de mi trabajo, yo sé del suyo. Todos nos comunicamos", dice Pía Rodríguez, restauradora.

Esta semana, el proyecto Djehuty anunció sus más recientes hallazgos: unos 80 ushebtis, unas pequeñas figurillas funerarias de unos 3.000 años de antigüedad y el avance de la excavación del pozo funerario de Hery, ubicado en la misma zona, y que se antoja prometedor porque podría contener el enterramiento y el ajuar del propietario. Esto ha sido el resultado de la campaña de excavación que realizaron en enero y febrero, y que tuvieron que suspender por el estallido de las revueltas en Egipto, que no tuvo más consecuencias para los investigadores.

El equipo ya contempla la próxima campaña para inicios de 2012, pero mientras llega esa fecha ya trabajan desde casa con sus apuntes, documentos, fotografías, vídeos...






http://www.elpais.com/articulo/madrid/funcionario/3500/anos/elpepiespmad/20110716elpmad_17/Tes
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Raul



Cantidad de envíos : 1499
Fecha de inscripción : 29/07/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Dom Jul 17, 2011 2:12 am

ARQUEOLOGÍA
Un tesoro oculto de más de 3.000 años
Un equipo de investigadores españoles descubre en Egipto un depósito con más de 80 figuras que datan del 1000 antes de Cristo.


Un equipo de egiptólogos dirigidos por José Manuel Galán ha encontrado en Luxor (Egipto) un depósito con más de 80 figuras de barro, de 15 centímetros cada una. Se estima que pueden tener una antigüedad de 3.000 años y que pudieron pertenecer al ajuar funerario de algún sacerdote.
Galán señaló tras el hallazgo que estas estatuillas pintadas, denominadas shabtis, acompañan al religioso fallecido «para hacer en su nombre tareas agrícolas».
Las figurillas constituyen uno de los principales descubrimientos de la décima campaña del proyecto Djehuty en la necrópolis Dra Abu el-Naga. Ésta se encuentra en la orilla occidental del Nilo, cerca de la antigua ciudad de Tebas.
La excavación se vio interrumpida por el estallido de la revuelta popular, el pasado febrero. Aunque la empresa duró la mitad de lo programado, unas tres semanas, los hallazgos son importantes según el arqueólogo.
Se calcula que las tallas pueden ser 80, «aunque aún faltan algunas por desenterrar», como aseguró el investigador del CSIC. Las pequeñas esculturas representan al difunto momificado que sujeta pequeñas azadas para labrar. En otras, el fallecido porta a la espalda un pequeño saco de semillas.
Algunas de ellas adoptan la apariencia de capataces o rais, ya que en la mano llevan un flagelo o pequeño látigo. El fin de estas representaciones es acompañar al enterrado en el más allá, concebido como un paisaje de campos de cultivo y canales de regadío, para realizar en su nombre tareas agrícolas seguía Galán.
Una inscripción escrita en vertical, sobre sus piernas juntas y estiradas, identifica al propietario. Respondía al nombre de Su-en-amon y vivió durante la dinastía XXI, hacia el año 1000 a. C.
La importancia del descubrimiento reside en que la zona está «intacta desde la época antigua», es decir, hace al menos 3.000 años, subrayó el investigador.
El hallazgo indica que los ladrones y egiptólogos del siglo XIX y principios del XX no tocaron el terreno, por lo que cuando «profundicemos en las excavaciones nos esperan estratos más antiguos en relativo buen estado».
Los arqueólogos descubrieron el depósito de estatuillas durante las excavaciones al suroeste del patio de entrada a la tumba de Djehuty, supervisor del tesoro y de los artesanos de la reina Hatshepsut, una de las pocas mujeres, que gobernó el antiguo Egipto.
Durante la décima campaña, los trabajos alcanzaron el pozo funerario de Hery, propietario de una tumba contigua a la de Djehuty. Hery vivió 50 años antes que su vecino y su mausoleo es uno de los pocos decorados que se conservan de esta época.

«Culebrón por entregas»

Galán seguirá profundizando en este pozo durante la próxima campaña para descubrir el estado de su enterramiento y ajuar funerario. Toda la información que recojan servirá para reconstruir la vida social y religiosa del período.
La arqueología, destacó el egiptólogo, es como «un culebrón por entregas» y es «difícil hacer un diagnóstico de lo que nos espera».
Las excavaciones de este año supusieron también el hallazgo de un gran santuario y cementerio animal de época grecorromana.
Además de las momias, descubrieron restos de vasijas de cerámica y dos escritos en tinta roja con caracteres demóticos (la escritura popular egipcia).
Galán recordó que la primera revuelta de Egipto coincidió con la celebración con «tarta y jamón serrano» del décimo aniversario del proyecto Djehuty. Según él, durante estos 10 años han cosechado «notables éxitos y el futuro puede ser, si cabe, más prometedor».
Este proyecto tiene, asimismo, un objetivo restaurador para que en un futuro se puedan visitar las tumbas. Pâra ello, el equipo de Galán cuenta con un presupuesto anual de 120.000 euros.

http://www.eladelantado.com/noticia/internacional/129039/un_tesoro_oculto_de_mas_de_3.000_anos
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Raul



Cantidad de envíos : 1499
Fecha de inscripción : 29/07/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Jul 18, 2011 8:11 am

El ajuar de un sacerdote
Un equipo de egiptólogos, dirigidos por José Manuel Galán, ha hallado en Luxor un depósito con más de ochenta figuras de barro que pueden tener una antigüedad de unos 3.000 años


Un equipo de egiptólogos dirigidos por José Manuel Galán ha hallado en Luxor (Egipto) un depósito con más de 80 figuras de barro, de 15 centímetros cada una y una antigüedad de 3.000 años, que pudieron pertenecer al ajuar funerario de un sacerdote.

Junto a la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, y el presidente del CSIC, Rafael Rodrigo, Galán señaló que este grupo de estatuillas pintadas, denominadas shabtis, acompañaron al sacerdote "para hacer en su nombre tareas agrícolas".

Las figurillas constituyen uno de los principales descubrimientos de la décima campaña del proyecto Djehuty en la necrópolis Dra Abu el-Naga, en la orilla occidental del Nilo en la antigua Tebas.

El proyecto se vio interrumpido por el estallido de la revuelta popular el pasado febrero en Egipto y, aunque la campaña duró la mitad de lo programado, unas tres semanas, los hallazgos son importantes, según afirmó Galán.

Se calcula que las figurillas pueden ser 80 -aunque aún faltan algunas por desenterrar- según señaló el investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, quien agregó que representan al difunto momificado, sujetan dos pequeñas azadas para labrar y portan a la espalda un pequeño saco de semillas.

Algunas de ellas se distinguen por adoptar la apariencia de capataces o rais, ya que en la mano llevan un flagelo o pequeño látigo, y tenían como fin acompañar al difunto en el más allá, concebido como un paisaje de campos de cultivo y canales de regadío, para realizar en su nombre tareas agrícolas, relató Galán.

Una inscripción escrita en vertical sobre sus piernas juntas y estiradas identifican al propietario por su nombre, Su-en-amon, que vivió durante la dinastía XXI, hacia el año 1000 antes de Cristo.

La importancia del descubrimiento reside en que la zona está "intacta desde época antigua", hace al menos 3.000 años, subrayó Galán.

El hallazgo indica, además, que los ladrones y egiptólogos del siglo XIX y principios del XX, "los segundos a veces peores que los primeros" -bromeó- no tocaron el terreno, por lo que cuando "profundicemos en las excavaciones nos esperan estratos más antiguos en relativo buen estado".

Los arqueólogos descubrieron el depósito de estatuillas durante las excavaciones al suroeste del patio de entrada a la tumba de Djehuty, supervisor del tesoro y de los artesanos de la reina Hatshepsut, una de las pocas mujeres que ocupó el poder en el antiguo Egipto.

Durante la décima campaña, los trabajos alcanzaron el pozo funerario de Hery, propietario de una de las tumbas vecinas de Djehuty, quien vivió 50 años antes que éste y cuyo monumento funerario es uno de los pocos decorados que se conservan de esta época.

Galán espera seguir profundizando en este pozo durante la próxima campaña -enero y febrero de 2012- para descubrir el estado de su enterramiento y ajuar funerario. Toda la información que recojan servirá para reconstruir la vida social y religiosa del período.

Pero la arqueología, destacó, es como "un culebrón por entregas" y es "difícil hacer un diagnóstico de lo que nos espera". La citada campaña ha supuesto también el hallazgo de un gran santuario y cementerio animal de época grecorromana. Además de las momias, han descubierto restos de vasijas de cerámica y dos grafiti escritos en tinta roja con caracteres demóticos (la escritura cursiva egipcia).
http://www.diariodecadiz.es/article/ocio/1023145/ajuar/sacerdote.html
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Akenaton



Cantidad de envíos : 1549
Fecha de inscripción : 02/12/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Jul 18, 2011 3:02 pm

“La sorpresa de este año ha sido dar con la entrada de un pozo funerario en Luxor”


Publicado por SINC el 18/07/2011 en Ciencia y tecnología | Ningún comentario
El egiptólogo José Manuel Galán ha presentado esta mañana los hallazgos de la décima campaña arqueológica que emprendió a principios de año en Luxor (Egipto). Galán ha explicado a SINC qué nuevos tesoros oculta la cámara sepulcral de Djehuty, antiguo escriba real que da nombre al proyecto, y la tumba de Hery, personaje de la corte real que vivió 50 años antes que el copista.




La décima campaña del Proyecto Djehuty se ha centrado en trabajos de excavación y restauración de esta cámara sepulcral de 3.500 años de antigüedad y en excavaciones en la vecina tumba de Hery. ¿Qué es lo que han encontrado?

Se trataba efectivamente de un proyecto de excavación y restauración de un grupo de tumbas en la actual Luxor (antigua Tebas) que comenzamos en enero y que nos ha abierto nuevas vías de estudio de cara al futuro.

Excavamos dentro de la cámara más interna de la tumba de Hery, que vivió en torno al año 1500 a. C. Estaba llena de escombros, tierra y piedras casi hasta el techo. Conseguimos solventar ese problema y pudimos excavar. La sorpresa de este año ha sido encontrar, dentro de esa cámara interna, la entrada a un pozo funerario. Además, realizamos excavaciones en el exterior de las tumbas, en una zona nueva que nos concedió el Servicio de Antigüedades de Egipto como ampliación de nuestra área hace tan solo un par de años. Allí encontramos un deposito de figurillas funerarias del año 1000 a. C.

¿Y qué suponen estos hallazgos de cara a futuras intervenciones?

Este último descubrimiento en el depósito de estatuillas en sí es muy importante. Nos indica que si seguimos explorando hacia abajo, vamos a viajar al pasado a través de una zona que no ha tocado nadie, ningún ladrón ni ningún egiptólogo. Casi todos los hallazgos de esta campaña han estado enfocados a descubrir el potencial que tiene todavía el yacimiento.

Respecto al pozo funerario, ¿qué intuyen que podrán encontrar soterrado?

El pozo funerario es la tumba del individuo. En su momento se habría depositado ahí su ataúd, probablemente el de sus familiares más próximos, y el ajuar funerario que les acompañara. Es decir, vasos con aceites y ungüentos, muebles de la vida cotidiana, puede que un sudario con el Libro de los Muertos. Objetos de la vida diaria y otros con simbología funeraria. Lo que no sabemos es hasta qué punto ha sido reutilizado en épocas posteriores o si ha sufrido saqueos en épocas modernas. Es muy difícil de presagiar.

Respecto a la restauración de las tumbas, ¿está previsto que se puedan visitar después de acabar los trabajos?

La restauración juega un papel importante en el proyecto. Nuestro equipo está integrado por tres restauradores españoles y dos egipcios. Trabajamos desde el principio con la idea de hacer visitables las tumbas al público y creo que será finalmente así. Ya no solo las tumbas de Hery y Djehuty, que son muy interesantes y hermosas, sino también otras muy próximas que ya han sido estudiadas por otros investigadores hace años y que están cerradas al público. En el futuro se podría abrir un conjunto de tumbas de la época, sería verdaderamente llamativo. Lo que está claro es que no será a corto plazo.

¿Qué hace de esta civilización sea tan especial y atractiva?

Hay dos factores fundamentales para el éxito de público que tiene el antiguo Egipto. Por un lado, el clima. La sequedad del terreno y del ambiente ha permitido que se conserven objetos que en otro entorno, como por ejemplo, el de la Península Ibérica, no se mantendrían. Gracias al ambiente seco se conservan las telas, la madera o la pintura. Nuestro equipo encontró incluso hace años 50 ramos de flores secas en perfecto estado.

Por otro lado, la sociedad egipcia era muy desarrollada y muy literaria, guardaba registros de todo e incluso lo escribía en piedra. Esto es lo que ha hecho que perduren no solo inscripciones religiosas en los templos, sino también tratados de paz que se esculpían en piedra y documentos como los papiros que, también gracias a la sequedad, se han conservado. Tenemos papiros matemáticos, astronómicos, textos jurídicos, cartas de un padre a un hijo, cartas de amor… Egipto lo tiene todo desde todos los puntos de vista.

En la anterior campaña abandonaron Luxor por las revueltas. ¿Cómo está la situación política ahora para plantearse volver?

En vilo. Se supone que el gobierno temporal militar está preparando la vía hacia una nueva constitución y unas elecciones, pero todo sigue en suspense. La situación en Egipto es relativamente tranquila y estable, en espera de cómo se desarrollen los acontecimientos y a la vista de cómo transcurran las elecciones que se prevén para finales de verano u otoño. Todos los que conocemos y vivimos en Egipto, esperamos que todo vaya bien. La egipcia es una sociedad madura y tranquila, lo que quieren los ciudadanos es tener prosperidad, pero las transiciones políticas no son sencillas. Nosotros tenemos experiencia en ello y aunque solo recordamos lo bueno de la nuestra y la alabamos, también pasó por momentos complicados.

http://www.ellibrepensador.com/2011/07/18/“la-sorpresa-de-este-ano-ha-sido-dar-con-la-entrada-de-un-pozo-funerario-en-luxor”/
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: DJEHUTY   Mar Jul 19, 2011 9:56 am

Vídeo Djehuty TV

http://www.excavacionegipto.com/djehutytv/index.php?vid=5
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
HERJUF



Cantidad de envíos : 2721
Fecha de inscripción : 12/05/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Sáb Ago 27, 2011 2:04 am

SER HISTORIA: EL PROYECTO DJEHUTY EN LUXOR (EGIPTO)
NACHO ARES / SER HISTORIA 26-08-2011

Desde hace ahora una década un equipo de egiptólogos españoles viene desarrollando en la necrópolis de Dra Abu el-Naga un trabajo sensacional en la tumba de Djehuty. Un alto funcionario de la reina Hatshepsut (s. XV a. C.). Nos lo cuenta en SER Historia, su director José Manuel Galán
En enero de 2002 comenzaba la primera campaña del Proyecto Djehuty; el pistoletazo de salida a un trabajo que en realidad se venía barruntando desde mucho tiempo antes. Después de solventar los problemas de financiación y la creación de un equipo joven de especialistas la tumba tebana de Djehuty abría sus puertas a un gran sueño arqueológico.

El director del proyecto, el Dr. Dr. José Manuel Galán acaba de publicar En busca de Djehuty (RBA National Geographic), una apasionante aventura arqueológica en donde descubrimos las cuatro primeras campañas de trabajo en Luxor (www.excavacionegipto.com).

El Proyecto Djehuty implica la excavación, restauración y publicación de las tumbas TT11 y TT12 de Dra Abu el-Naga (Luxor) pertenecientes a los funcionarios Djehuty y Hery respectivamente. La primera campaña se desarrolla en 2002 de la mano de su creador el Dr. José Manuel Galán, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas de Madrid.

En diciembre del año 2000, José Manuel Galán viaja a Luxor buscando un proyecto de investigación que aunara arqueología, restauración y estudio epigráfico. Lo encontró en la tumba de Djehuty (TT11), excavada en la necrópolis de Dra Abu el-Naga, en la montaña tebana. Djehuty fue un alto funcionario de la reina Hatshepsut, que vivió en la época de oro de la XVIII dinastía hacia el siglo XV a. de C. Ligada a su tumba se encuentra la de Hery (TT12) otro funcionario de este mismo periodo y que debió de vivir unos cincuenta años antes.

En febrero del año 2002 el equipo comenzaba la primera campaña del Proyecto Djehuty. Cinco años después el equipo ha crecido y multiplicado sus esfuerzos en diferentes especialidades.

La Tabla del Aprendiz, expuesta hoy en el Museo de Luxor, es sin duda la pieza estelar de la misión. Se trata de una especie de 'pizarrín' de madera estucada en el que escriben y dibujan uno al lado del otro el maestro y el alumno. La tabla ilustra de una forma excepcional cómo era la enseñanza en el antiguo Egipto. El elemento añadido de valor que tiene la tabla es que el dibujo representado es un faraón de frente. La investigación que han hecho hace pensar que sería el dibujo de una estatua de la propia Hatshepsut. El hecho de que hoy esté en el Museo de Luxor no solamente nos está diciendo el valor de la pieza en sí sino que reconoce el trabajo y el cuidado que emplean los españoles a la hora de restaurar.




http://www.cadenaser.com/cultura/articulo/ser-historia-proyecto-djehuty-luxor-egipto/csrcsrpor/20110826csrcsrcul_1/Tes
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Mar Sep 06, 2011 6:54 am



DJEHUTY
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Ramses User Maat Ra



Cantidad de envíos : 3871
Edad : 30
Localisation : Abydos
Fecha de inscripción : 19/12/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Mar Sep 06, 2011 8:44 am

Quién pudiera excavar en Dra Abu el-Naga!! qué privilegio Smile

Gracias por la entrevista Semi


Saludos!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Akenaton



Cantidad de envíos : 1549
Fecha de inscripción : 02/12/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Dom Sep 25, 2011 3:19 pm



Bowl of General Djehuty

This shallow, straight-edged bowl (a form which was also discovered at Ugarit) names Djehuty, a famous general in the service of Tuthmosis III. Various museums now own a number of precious objects which once belonged to him and were probably found in his tomb (whose whereabouts is unknown). After his death, General Djehuty entered Egyptian legend as the hero of a story, the text of which has come down to us
http://www.louvre.fr/llv/oeuvres/detail_notice_popup.jsp?CONTENT%3C%3Ecnt_id=10134198673226087&CURRENT_LLV_NOTICE%3C%3Ecnt_id=10134198673226087&FOLDER%3C%3Efolder_id=9852723696500807&bmLocale=en
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
HERJUF



Cantidad de envíos : 2721
Fecha de inscripción : 12/05/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Dom Oct 02, 2011 12:30 am

Diez años en la eternidad



JACINTO ANTÓN 02/10/2011



El Proyecto Djehuty, uno de los puntales de la egiptología española, cumple una década de excavación y estudio de tumbas en la antigua Tebas. Una odisea convertida en serial por entregas, llena de misterios, tesoros, sorpresas y peligros. La revolución egipcia obligó a cerrar la excavación. Pero la aventura continúa.

"Oh, Amón-Ra, quien ilumina las Dos Tierras, permite que esté satisfecho en mi ciudad de la eternidad, en mi tumba para siempre...". El personaje que dictó esas frases murió hace 3.500 años y su memoria cayó en el olvido. Por un azar del destino, un grupo de españoles se ha encargado de cumplir con creces el ruego que el egipcio Djehuty dirigió piadosamente a su dios: ser recordado.

Nadie menos parecido a Amón-Ra que el investigador del CSIC José Manuel Galán (Madrid, 1963), un científico circunspecto e inclinado por naturaleza a la discreción y la modestia que es quien se ha responsabilizado de dirigir la excavación, restauración y estudio de la tumba del alto funcionario de la reina Hatshepsut, enterrado en una de las necrópolis de la antigua Tebas (Luxor), Dra Abu el Naga.

Cuando, una tarde de primavera de 2000, Galán, guiado por el responsable del Servicio de Antigüedades de Luxor, Mohamed el Bialy -al que le había hecho mucha gracia la llegada a su taftish, su oficina en la orilla occidental del Nilo, de ese egiptólogo español en bicicleta-, entró en la durante muchos años olvidada TT11 (tumba tebana número 11), previa la ceremonia de romper el sello de alambre y plomo del candado que mantenía cerrada la puerta de hierro, poco podía imaginar que se adentraba en una aventura que marcaría su vida y la de la ciencia española: el Proyecto Djehuty.

Es tentador comparar ese momento fundacional de la entrada de Galán en la tumba de Djehuty, que había sido apenas investigada anteriormente, con la de Carter en otro sepulcro no muy lejano, KV62, la tumba de Tutankamón, en el vecino Valle de los Reyes. El sello que rompieron Carter y Lord Carnarvon en 1922 no era el moderno del Servicio de Antigüedades que indica que nadie ha entrado en la tumba sin permiso desde la última visita, sino el original, el de los guardianes de la necrópolis real, el famoso sello milenario con el chacal y los nueve cautivos. Pero, salvando las distancias -la tumba de Tutankamón estaba intacta y era de un rey-, encontramos similar emoción, parecidos riesgos y quebraderos de cabeza e igual devoción en ambas excavaciones. En todo caso (los de Carter eran otros tiempos), Galán ha mostrado mucho más respeto a los egipcios, vivos y muertos, que su célebre colega.

Lo que han trabajado a lo largo de 10 intensas y fructíferas campañas (2001-2011) el egiptólogo madrileño y su equipo ahí, en la tumba de Djehuty, la adosada de Hery -otro funcionario de la Administración real anterior- y los alrededores que componen su zona de excavación y están minados de sorpresas, misterios, tesoros y peligros como un maravilloso gruyere arqueológico, es simplemente asombroso. Hay que haber estado en el lugar, haberse metido en las galerías claustrofóbicas arrastrándose sobre escombros en inestable equilibrio, haber descendido a los pavorosos pozos, siempre sudando y respirando polvo, conteniendo el entusiasmo de los descubrimientos con la enervante y lenta minuciosidad del método científico, para comprender en su justa medida el esfuerzo y la dedicación de Galán y su gente.

Yo, como ven, les admiro mucho, y más después de que en 2007, allí, en Dra Abu el Naga, me hicieran bajar por una inestable y vertiginosa escalera a las entrañas de una tierra preñada de momias. Al fondo de ese pozo funerario me esperaba Galán. Mientras yo pugnaba por regresar y lanzaba una última mirada desesperada hacia el cuadradito azul en que se había convertido la boca del pozo allá arriba, muy lejos, el científico me tomó de la mano como un Virgilio ataviado de Coronel Tapioca y me condujo hasta una pequeña cámara excavada en la roca. Allí permanecimos un rato. En aquel espacio opresivo diseñado para un muerto, me invitó a sentir la historia y a respirar la eternidad. ¡Qué gran regalo!

Pienso en ese momento hoy comiendo una paella con el egiptólogo frente al mar en este día de verano en Barcelona. Recuerdo el pozo -y las cuatro cabezas de momia alineadas por un viejo profanador de tumbas gracioso que aparecieron arriba en la tumba, los Beatles les llamaron los egiptólogos- y me recorre un escalofrío. Galán lo interpreta mal y me sirve más vino. Está recapitulando lo que ha sido la década de citas con Djehuty. Aunque las investigaciones se han diversificado con los inesperados hallazgos y con la ampliación de la zona de excavación española, el noble Djehuty sigue siendo especial. Es el que le ha dado nombre al proyecto, su icono. Le señalo a Galán que, aunque han encontrado muchas cosas maravillosas de esas que decía Carter -ataúdes, momias, figuritas funerarias, etcétera-, el propio Djehuty no ha aparecido. Y mira que nos han tenido en vilo con él campaña tras campaña, todo un serial por entregas: que si hemos dado con el pozo funerario, que si lo vaciamos de escombros, que si aparece la antecámara, que si la cámara sepulcral...

Reconoce con deportividad el hecho de que el emblemático fiambre se les ha escapado. "Pero hemos averiguado muchas cosas de él en estos 10 años estudiando su tumba. De su vida, sus creencias, sus gustos. Era un hombre muy culto, un intelectual, categoría que iba muy vinculada a la religión en el Antiguo Egipto. Uno era culto entonces en la medida en que conocía a fondo los textos religiosos. En su tumba, construida bajo sus indicaciones, quiere presentarse como un gran conocedor de los textos antiguos, alguien que domina los recursos de la escritura, desde el uso de palabras arcaicas hasta la criptografía. Leer sus inscripciones se convierte en un gran juego intelectual".

Galán habla de Djehuty como uno habla de alguien de la familia. "Sabemos el nombre del padre, de la madre, cómo fue su carrera. Pero lo más interesante es su papel como gran intelectual del momento". Le pregunto si haber intimado tanto con Djehuty le hace sentir por él una simpatía especial. Para mi sorpresa, dice que no, lo que me perturba: a ver si el pozo y las sobremesas en el Marsam, el hotelito del equipo español junto al templo de Merenptah, no habrán servido para cimentar nuestra amistad. "Por desgracia, el estudio de la historia te hace pensar que la gente que ocupa un cargo de poder no transmite excesiva simpatía. Cualquiera que ocupa un alto cargo tiene muchas sombras. La gente honesta difícilmente sube tan alto. Djehuty fue supervisor del tesoro y de los trabajos de Hatshepsut. No sé hasta que punto jugó limpio para ascender y mantenerse en la jerarquía de la corte. Me desligo de él como persona, pero me siento afín al intelectual con capacidad de creación e innovación".

Mientras chupo una gamba, me digo que parece mentira que estemos criticando a un pavo faraónico que lleva muerto 35 siglos. "En la corte de Hatshepsut, los altos funcionarios competían entre ellos para ver quién sorprendía más con innovaciones en la literatura, la escultura o la arquitectura". Le comento a Galán que eso recuerda el ambiente isabelino. Lo toma por la Isabel equivocada y señala, para mi sorpresa, que hay muchas cosas en común entre Isabel la Católica y Hatshepsut. "Las dos rompieron barreras físicas tratando de abrir el comercio a tierras desconocidas. Isabel fue decisiva en el viaje de Colón a América, y Hatshepsut envió la expedición al rico país de Punt (alguna zona de los actuales Eritrea y Yemen). Ambos viajes tenían como objetivo hallar rutas alternativas para evitar el encarecimiento de los productos a causa de los intermediarios".

Hay otro símil histórico que cautiva al egiptólogo: al descubrir en 2009 la magnífica cámara funeraria de Djehuty, cubierta de pinturas, no dudó en bautizarla, con disculpable entusiasmo, como la Capilla Sixtina del Antiguo Egipto. "Miguel Ángel y Djehuty coincidieron en el tiempo". ¡¿?! "Ambos vivieron en sendos siglos XV, uno antes de Cristo, el otro después. Las dos épocas son renacimientos, momentos de esplendor en los que se miró atrás para recuperar, dándoles nueva vida, viejas formas y modelos. Y cada uno, Miguel Ángel y Djehuty, plasmó su visión del cielo, del más allá".

Como se está poniendo estupendo, le vuelvo a recordar a Galán con siniestro placer que no ha encontrado a Djehuty. "Cierto, físicamente no lo tenemos. Verás, no tenemos ni siquiera la certeza de que estuviera enterrado en su monumento funerario, en su tumba, aunque yo creo que sí. En la cámara pintada no hemos encontrado rastro de su ataúd, ni de su ajuar. Quizá no fue depositado allí. También puede que fuera objeto de saqueo y no haya quedado nada. En todo caso, alguien fue enterrado allí en su época". Sugiero que pongan el caso en manos del CSI Tebas. El egiptólogo mueve la cabeza con desaprobación. "Es lo de menos, tener o no el cuerpo, los antiguos egipcios disponían de soluciones para eso. Sabían que la momia podía ser destruida, así que tenían un plan B y un plan C. Djehuty se hizo esculpir una estatua a la entrada de la tumba -tú la has visto-, y también se hizo representar profusamente en relieve y pintado en las paredes, cazando patos y avestruces, comiendo o de peregrinación a Abidos. Que no se borrara el recuerdo al 100%. Algo perviviría, y Djehuty, también".

¿Así que no le decepciona no tener la momia? ¡Anda vamos! "Honestamente, no. A ti te encantan las momias, lo sé, pero no son mi plato predilecto. A mí lo que más me interesan son los textos. En realidad, yo echo de menos más su ataúd, que estaría cubierto de inscripciones, que su cuerpo. Con las momias tienes una doble sensación contradictoria, por un lado las ves como un elemento informativo, por otro te produce un sinsabor trastear con lo que sigue siendo un ser humano. Con Djehuty hubiera sido complejo emocionalmente: manipular a Djehuty, que significa tanto para nosotros...En fin, supongo que los paleopatólogos del equipo pensarán diferente".

"El proyecto ha batido todas las expectativas", reflexiona Galán cuando le pido que sintetice estos 10 años. "Se ha convertido en un referente de nuestra egiptología. Lo que la tumba de Djehuty aporta es muy importante para el conocimiento de la dinastía XVIII, como lo es la de Hery, la TT12, para la época de 50 años antes. Con el estudio de esas dos tumbas marcamos un hito en nuestra ciencia; déjame añadir que también con la apertura de una página web con el diario de trabajo en línea, lo que fue un hito al iniciarlo hace 10 años. Pero, además, la suerte nos ha sonreído con el hallazgo de cosas inesperadas que han realzado aún más la misión, especialmente en la excavación de los patios al aire libre que fueron reutilizados como zonas funerarias en épocas posteriores. Hemos encontrado a la Dama Blanca, enterramiento del 1000 antes de Cristo, con el bello ataúd antropomórfico; al arquero Iqer, mil años anterior, con sus flechas; la Tabla del Aprendiz, ese excepcional pizarrín de escuela que muestra cómo se aprendía a dibujar; los 50 ramos de flores secas que tienen tres milenios, objetos con cartuchos reales -el lino con el sello de Amenofis II y el trozo de alabastro con el de Ahmose-, papiros, vasos canopos, ibis y halcones embalsamados, el juego de senet -como un backgammon egipcio- , pendientes de oro... Son tantas las maravillas... Hemos sido muy afortunados".

Que nadie piense que los 10 años de campañas, la culminación de los trabajos en la tumba de Djehuty y la complicada y volátil situación en Egipto significan el final de la aventura. "En absoluto. Esto no se ha acabado. Nos esperan 12 tumbas de la misma época que las de Djehuty y Hery, y en la de este último aún queda mucho trabajo. Hay mucho terreno para excavar. Podemos encontrar cosas muy similares a las que hemos hallado. Pronostico muchos más hallazgos interesantes".

¿Van a volver pronto? Galán y su equipo tuvieron que marcharse por piernas durante la revolución, que les pilló excavando. "Soy optimista, los egipcios tienen tantas ganas de salir adelante, de vivir, de prosperar. Eso puede con cualquier intento de radicalizar el movimiento de revuelta. Poco a poco, la maquinaria de la Administración vuelve a funcionar tras el parón brusco. Hay que acostumbrarse a la nueva situación. A que Egipto es un país vivo y susceptible de pasar por crisis. Las dictaduras provocan un inmovilismo que a los extranjeros nos beneficia, pero lo normal y lo bueno es que se produzcan cambios, aunque ahora nos incomode. Nos esperan años de reajustes". El egiptólogo señala que desde el Servicio de Antigüedades insisten en que no hay problemas para trabajar, aunque en algunas zonas la seguridad presenta dificultades. "Pero en Luxor todo está tranquilo".

Galán, que también luce habitualmente sombrero, sigue defendiendo a Zahi Hawass, el icónico responsable de Antigüedades al que ha arrastrado definitivamente el curso de la historia -en fin, también pasaron los Ptolomeos-. "Todo el mundo tiene luces y sombras. Ha jugado un papel importante, también durante la crisis. Pero nadie es imprescindible. El nuevo secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades, Mohamed Abdel Fattah, es muy apreciado por todos; no tendrá tanto papel mediático, pero es más sosegado, y será fácil trabajar con él".

En la herencia de Hawass, que visitó en su día las excavaciones de Galán, como también lo hizo el exministro de Cultura Farouk Hosni, hay varios fiascos: la tumba de Cleopatra, los conductos de la Gran Pirámide, la tumba perdida del Valle de los Reyes -buscaba la de Nefertiti-. "Son fracasos si piensas en una arqueología de buscar tesoros, pero sus excavaciones han arrojado mucha información sobre el Antiguo Egipto".

La misión española pasó momentos dramáticos con la revolución egipcia. "A finales de enero, con las primeras revueltas, se cortaron los medios de comunicación e Internet. No sabíamos qué ocurría. La policía desapareció y quedamos a merced de cualquiera con malas intenciones. Entonces llegó la noticia de que se habían abierto las puertas de varias cárceles al sur de Luxor. Especialmente en Kom Ombo hay una prisión muy grande...". Al hotelito Marsam arribaban rumores de la llegada de saqueadores armados. "Nos protegían los propios lugareños, situados en los cruces con palos, pero aislados en el West Bank, en la ribera occidental, éramos un blanco muy fácil. Decidimos cerrar la excavación y volver a casa, lo que no fue fácil, desde luego". ¿Es verdad que llegaron a esconderse debajo de las camas en el Marsam? "La noche del sábado sí, los asaltantes habían llegado al parecer hasta Medinet Habu, muy cerquita. Nuestros amigos egipcios nos pidieron que apagáramos las luces y nos encerráramos en las habitaciones. Una noche difícil". Galán explica que, a Horus gracias, no hubo daños en el yacimiento, ni robos.

El egiptólogo tiene claro cuál ha sido el mejor momento del Proyecto Djehuty a lo largo de todos estos años. "Para mí, la entrada a la cámara sepulcral de Djehuty, con sus magníficas pinturas e inscripciones. La culminación de un sueño". Y el peor: "El más triste, la muerte de nuestro restaurador Leandro de la Vega de un cáncer hace dos años". Galán se ensombrece. "En Egipto aprendes que la vida sigue y que la forma de pervivir es hacerlo en el recuerdo de los demás. Leandro vive en nosotros".

Para animarlo, le pregunto por la situación de la egiptología en España. Sigue taciturno. "Tenemos que hacer más autocrítica. Aunque seamos más los que trabajamos en Egipto, la egiptología española está en pañales. Seguimos a años luz de las grandes potencias en este campo, de EE UU, Reino Unido, Francia, Alemania...".

Será arduo, pero qué aventura, ¿no? "Es cierto que el Proyecto Djehuty posee un especial componente de aventura. En el fondo, nuestro yacimiento es una gran catacumba subterránea y laberíntica. Meterse allá dentro tiene un pequeño toque de Indiana Jones. Más riesgo que otros proyectos al aire libre. Las tumbas centrales están ahora diáfanas, pero estaban llenas casi hasta el techo de escombros y parecían infinitas. Yo me di un fuerte golpe en la cabeza con un saliente de piedra que ahora queda a tres metros de altura". Ese aroma Indiana Jones del proyecto lo han aprovechado para la siempre difícil tarea en España de hallar patrocinio. Galán cree haber tenido mucha suerte. Telefónica Móviles los patrocinó cinco años, y los siguientes, Cajamadrid.

Volviendo a la aventura sobre el terreno, ¿escorpiones? "Solo he visto uno, y ha sido en el cuarto de baño del hotel". Apenas me atrevo a preguntarle por las serpientes. "Tampoco hemos encontrado, aunque vigilamos mucho. Haberlas, las hay". Galán no piensa cambiar el nombre del proyecto, aunque la etapa Djehuty del mismo, con la tumba ya excavada, esté prácticamente finalizada (muchas cosas deberán seguir siendo estudiadas: ¿por qué, como a su patrona Hatshepsut, al noble se le practicó la damnatio memoriae borrando su nombre y su rostro de las inscripciones?). "Nos hemos trabajado tanto la denominación de origen Djehuty que la vamos a mantener. Aunque, en realidad, el protagonista de las próximas campañas es Hery".

Hery es también todo un personaje, otro alto dignatario de la corte, en este caso de tiempos muy turbulentos, hacia el año 1550 a. de C. Era escriba, como Djehuty, y supervisor de los dos graneros de la madre del rey, la reina Ahotep, esposa de Sequenenra (cuya fea momia cosida a hachazos en batalla da fe de eso, de la turbulencia) y madre de Ahmose, el liberador de Egipto de los hicsos y fundador de la dinastía XVIII, con capital en Tebas. Entre las muchas cosas interesantes de Hery, al servicio, como Djehuty, de una mujer, están que tiene un hermano apodado "el semita" y una hermana al que una inscripción denomina "la malvada".

"Vamos a excavar su pozo funerario, que ya hemos encontrado, y llegaremos a su cámara sepulcral. Hery es la estrella ahora". Champollion entró en la tumba, pero, como la de Djehuty, está muy poco estudiada. Y toda la zona está llena de otros sepulcros de desconocidos, al menos una docena de la misma época. Galán deja la mirada perdida en el infinito. Como para sí mismo, dice con una sonrisa: "En realidad, nadie sabe cuántas tumbas nos están esperando".



http://www.elpais.com/articulo/portada/anos/eternidad/elpepusoceps/20111002elpepspor_10/Tes
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: DJEHUTY   Lun Oct 03, 2011 12:44 pm

El artículo está muy bien Smile
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: DJEHUTY   Mar Oct 04, 2011 4:07 am

Semínario de dos días en Guadarrama


DJEHUTY




Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: DJEHUTY   Vie Oct 21, 2011 7:24 am

Visita virtual a la tumba de Djehuty

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: DJEHUTY   Vie Nov 11, 2011 8:36 am

Investigadores de la Hispalense sacan a la luz dos tumbas en la necrópolis de Tebas



Los enterramientos pertenecen a dos altos funcionarios de la Dinastía XVIIIª
La tuma intacta de un militar y 'La Tabla de los Maestros', otros hallazgos
El 'Proyecto Djehuty' es una iniciativa del CSIC, en la que colabora la US
ELMUNDO.es | Sevilla
Investigadores de la Universidad de Sevilla participan en la misión arqueológica española en la necrópolis de Tebas, denominado 'Proyecto Djehuty', que este año cumple su décimo año y que está sacando a la luz dos tumbas en una de las zonas más ricas de la necrópolis de la antigua Tebas.

Esta iniciativa, dirigida por los profesores José Miguel Serrano (Universidad de Sevilla y José Manuel Galán (CSIC, Madrid), se encarga de la excavación, estudio y restauración de dos tumbas situadas en Dra Abu el-Naga y que pertenecieron a dos altos funcionarios, Djehuty y Hery, que vivieron durante la Dinastía XVIII, una de las épocas más gloriosas de la historia del Egipto faraónico.

En estos diez años de trabajo se han recuperado y puesto en valor de los mausoleos de estos dos notables egipcios y se han descubierto nuevas tumbas, hasta ahora desconocidas.

Entre estos hallazgos destacan el enterramiento intacto de Iquer, un importante militar que vivió hace más de 4.000 años, o 'La Tabla del Maestro', que contiene una representación única del faraón en posición frontal y que, en la actualidad es una de las joyas expuestas en el Museo de Luxor (Tebas).

La Universidad de Sevilla posee un peso importante en el 'Proyecto Djehuty', una de las excavaciones españolas más importantes en Egipto, ya que además de la codirección por parte de José Miguel Serrano han participado otros miembros de la comunidad universitaria como Antonio Morales, que acaba de finalizar su doctorado en Pennsylvania, Margarita Conde y, más recientemente, María Ángeles Jiménez de las Heras.

Una iniciativa arqueológica tan ambiciosa no podría llevarse a cabo sin financiación privada y en el caso del 'Proyecto Djehuty' en sus diez años de historia ha contado con el apoyo de Telefónica Móviles, Caja Madrid y, a partir de la campaña del 2012, Unión Fenosa.

http://www.elmundo.es/elmundo/2011/11/10/andalucia_sevilla/1320937393.html
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Alejandro



Cantidad de envíos : 826
Localisation : En Luxor,paseando por la orilla del Nilo
Fecha de inscripción : 24/03/2008

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Dom Nov 13, 2011 12:38 am


Unión Fenosa Gas financiará al CSIC para que sigan las excavaciones en la necrópolis de Dra Abu ElNaga de Luxor (Egipto)

El Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC)y Unión Fenosa Gas firmarán el próximo lunes un acuerdo para la financiación del Proyecto Djehuty por el que se realizan excavaciones arqueológicas en la necrópolis de Dra Abu El-Naga de Luxor (Egipto).

Según ha informado el CSIC, el presidente de la institución, Rafael Rodrigo, el director general del grupo Unión Fenosa Gas, Alessandro Della Zoppa, y el presidente de esta compañía, José María Egea, firmarán este convenio a las 11.00 horas en un acto al que asistirá la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, así como el investigador del CSIC y coordinador del proyecto, José Manuel Galán.

Galán anunciará algunos de los objetivos de la próxima campaña del proyecto, que tiene como misión explorar el área donde se encuentran las tumbas de Djehuty y Hery, dos altos dignatarios de la corte egipcia entre el año 1500 y 1450 antes de Cristo.



http://www.europapress.es/nacional/noticia-union-fenosa-gas-financiara-csic-sigan-excavaciones-necropolis-dra-abu-elnaga-luxor-egipto-20111111114007.html
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://akviajando.blogspot.com.es/
SHADY



Cantidad de envíos : 4349
Localisation : Montevideo
Fecha de inscripción : 15/05/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Dom Nov 13, 2011 3:56 am


Eso está muy bien, conseguir el esponsoreo de los privados. Del Estado no se puede esperar demasiado.

Adelante con todos los proyectos! cheers
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Akenaton



Cantidad de envíos : 1549
Fecha de inscripción : 02/12/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Nov 14, 2011 10:23 pm

El Proyecto Djehuty, que un equipo de egiptólogos españoles del CSIC desarrolla en Luxor (Egipto) desde hace una década, volverá en enero a la tumba del noble faraónico, gracias a la 'inyección' económica que ha recibido de Unión Fenosa Gas, 300.000 euros para dos campañas.

El convenio ha sido suscrito entre José María Egea, presidente de Unión Fenosa Gas, y Rafael Rodrigo del CSIC, con la presencia de la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia.

Los investigadores están documentando los 2.000 años de historia de una necrópolis en el que los enterramientos se reutilizaron a lo largo del tiempo, en torno a las tumbas de los nobles Djehuty y Hery.

En julio, los responsables de este equipo ya habían manifestado su temor de quedarse sin fondos para continuar con el que es uno de los proyectos españoles en el extranjero más emblemático, dado que su anterior patrocinador, Caja Madrid, no estaba en condiciones de seguir apoyándoles. "Ha sido una auténtica suerte que Unión Fenosa Gas haya dado este empujón al proyecto Djehuty porque nos asegura fondos para excavar y también para restaurar", señala a ELMUNDO.es su responsable, José Manuel Galán.

Próxima campaña
Los arqueólogos tienen previsto regresar a Luxor el 9 de enero; en total, unos 14 españoles y varios expertos extranjeros, que retomarán los trabajos que el año pasado tuvieron que dejar inconclusos (sobre su plan previsto) debido a las revueltas de la 'Primavera árabe', que acabaron con el derrocamiento de Hosni Mubarak. Con él, finalmente, cayó también Zahi Hawass, máximo responsable del departamento de Antigüedades de Egipto, al que había nombrado ministro 'in extremis'.

En esta ocasión, se incorporarán un experto estadounidense que realizará radiografías de las momias de animales, como halcones e ibis, que fueron localizados en la anterior campaña dentro de una galería de la época Ptolemaica, en el siglo II a. de C. También les acompaña un arquitecto que tiene previsto hacer reconstrucciones en tres dimensiones de las tumbas, para que puedan ser visitadas 'virtualmente' a través de internet.

Galán ya tiene elaborado el plan de trabajo. Por un lado, su grupo excavará en el pozo funerario de Hery, que fue descubierto este mismo año y que se cree que tiene cinco metros hasta la cámara sepulcral. Y otra parte del equipo excavará fuera, junto al patio de Djehuty, el lugar donde también la pasada campaña aparecieron más de 80 estatuillas funerarias.

Durante las tres semanas que permanecerán allí también tienen previsto seguir reconstruyendo las paredes de la tumba de Djehuty.

Ampliación del proyecto
Pero tan importante como los trabajos sobre el terreno son la restauración e investigación de lo que encuentran para el responsable del proyecto. "Gracias a la financiación de Unión Fenosa Gas en 2013 ampliaremos el equipo, pero sobre todo es importante contar con recursos para tener más personal, con contratos y becas, que nos ayuden a procesar los hallazgos", argumenta.

Galán confía en que este acuerdo se renueve en los próximos años, dado que Unión Fenosa Gas es la compañía española con más presencia en Egipto. "Realmente estamos muy contentos con su implicación y esperamos que continúe", asegura Galán, que a mediados de mes viajará a Egipto para ultimar los trámites burocráticos.


http://www.elmundo.es/elmundo/2011/11/14/ciencia/1321273899.html

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Akenaton



Cantidad de envíos : 1549
Fecha de inscripción : 02/12/2010

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Nov 14, 2011 10:31 pm

Unión Fenosa iluminará el Antiguo Egipto
La compañía de gas financiará la excavación del arqueólogo José Manuel Galán en Dra Abu el Naga, Luxor, durante dos años




Excelentes noticias para la arqueología española, capitaneada en el Antiguo Egipto por José Manuel Galán. Tras verse obligado a suspender en enero pasado su X campaña de exitosas excavaciones por las revueltas del pueblo egipicio contra el sátrapa Mubarak, el equipo del arqueólogo del CSIC podrá seguir excavando en Luxor. Ayer, el presidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Rafael Rodrigo, el director general del grupo Unión Fenosa Gas, Alessandro Della Zoppa, y el presidente de esta compañía, José María Egea, firmaron un acuerdo de colaboración para proseguir con la excavación, restauración y publicación de las tumbas de Djehuty y Hery, que se llevan a cabo desde hace una década en la necrópolis Dra Abu el Naga, en Luxor (Egipto). La firma se ha realizado en el Ministerio de Ciencia e Innovación, en un acto que contó con la presencia de la ministra Cristina Garmendia y del egiptólogo del CSIC y auténtico alma máter y pater del proyecto Djehuty, José Manuel Galán, que reveló detalles de la nueva campaña de excavaciones.

Dos mil años a la luz
Unión Fenosa Gas aportará 300.000 euros al proyecto. Este acuerdo pone de manifiesto el compromiso de Unión Fenosa Gas con el campo de la investigación. La compañía mantiene unos vínculos muy estrechos con Egipto, donde cuenta con una planta de licuefacción de gas en la localidad de Damietta y más de 200 empleados, señaló Egea.

Las excavaciones del equipo de José Manuel Galán tienen como objetivo explorar el área donde se encuentran las tumbas de Djehuty y Hery, dos altos dignatarios de la corte egipcia entre el año 1500 y 1450 a. C. Los investigadores están documentando dos mil años de utilización y reutilización de esta necrópolis, donde los enterramientos de distintas épocas se superponen.

El equipo del CSIC espera descubrir doce nuevas tumbas

«Creemos que nos esperan enterradas más de una docena de tumbas nuevas desconocidas hasta la fecha. Es posible que no todas se conserven en buen estado, pero con que sólo la mitad tengan parte de su decoración original, el proyecto tiene por delante años de investigación prometedores», sostiene José Manuel Galán.

Durante la X campaña, el equipo de Galán alcanzó el pozo funerario de Hery, propietario de una de las tumbas vecinas de Djehuty. Vivió 50 años antes que éste y su monumento funerario es uno de los pocos decorados que se conservan de esta época. Según los arqueólogos, Hery estuvo emparentado con la familia real, quienes construyeron el imperio egipcio extendiendo su influencia política, económica y cultural sobre Nubia, Palestina y Siria. Los egiptólogos seguirán excavando en este pozo durante la próxima campaña para descubrir el estado de su enterramiento y ajuar funerario. Toda la información que recojan servirá para reconstruir la vida social y religiosa de un periodo relevante en la historia del antiguo Egipto.

Además, en la interrumpida X campaña por las revueltas del pueblo egipicio hallaron un depósito de más de 80 figurillas de barro pintadas de unos 3.000 años de antigüedad. Las estatuillas, denominadas shabtis, pertenecieron probablemente al ajuar funerario de un sacerdote. La X campaña supuso también el hallazgo de un gran santuario y cementerio animal de época grecorromana. Los arqueólogos hallaron en la falda de una colina, unos metros más arriba de la tumba de Hery, una gran galería subterránea con media docena de habitaciones que contienen numerosas momias de ibis, halcones y otros animales.

Galán lleva una década prodigiosa descubriendo el Atapuerca egipcio

Durante esta década en esta gran necrópolis de la antigua Tebas, dominada en el extremo norte por la colina de Dra Abu el Naga. se han logrado documentar enterramientos desde el año 2000 a. C hasta época romana y sacado a la luz objetos arqueológicos de incalculable valor. Entre los principales hallazgos del proyecto destaca «La tabla del aprendiz», -que se exhibe en el Museo de Luxor-, un singular «pizarrín de escuela» utilizado por un estudiante para aprender a manejar el pincel, a escribir y a dibujar. El dibujo supone el primer retrato frontal conocido de un faraón del antiguo Egipto. La VII campaña, en 2008, destapó, medio metro por debajo del nivel del suelo, el enterramiento intacto de un arquero que vivió 500 años antes de Djehuty. En el interior de esta tumba de 4.000 años de antigüedad se encontraba el cuerpo momificado de este guerrero, llamado Iqer, acompañado por tres bastones de mando, dos grandes arcos y cinco flechas. Los arqueólogos han concluido la restauración de su ataúd. Los egiptólogos comandados por José Manuel Galán llegaron en 2009 hasta la cámara sepulcral de Djehuty, de 3.500 años de antigüedad y ubicada a 12 metros de profundidad, un hallazgo que les maravilló por la decoración, ya que el monumento tenía las paredes y el techo escritos con pasajes del Libro de los Muertos.

Tarta, sangría y jamón
El día en el que el pueblo egipcio se levantó contra el tiranosaurio Mubarak, en enero pasado, el arqueólogo José Manuel Galán y su equipo iban a celebrar su décimo aniversario de excavación ininterrumpida en la tumba de Djehuty. Sobre el mantel de la casa rural (el mítico Marsam) que los acogía, tarta, sangría, jamón serrano y una gran amistad forjada tras una década de prodigiosos descubrimientos en el Atapuerca de Egipto. Cuando surgieron las primeras revueltas egipcias, el equipo de Galán se vio obligado a interrumpir su extraordinario trabajo de rescate del antiguo Egipto: el nuevo Egipto se estaba levantando contra el opresor. Se vivían momentos de emoción y trascendencia: «Para la sociedad egipcia y para nosotros, era un cambio muy importante pasar de la dictadura a tratar de instaurar la democracia», explicaba José Manuel Galán. Durante sus diez años en el Antiguo Egipto, Galán y su equipo han contratado a un centenar de trabajadores nativos de Luxor y alrededores que «más que amigos son parte de nuestra familia, por lo que nos preocupan y les deseamos lo mejor».

En el cuaderno de bitácora de la excavación de Djehuty, fuente pionera en internet desde hace una década cuando apenas existían los blogs, José Manuel Galán y su equipo anotaron: «...El mudir preparó una sangría versión West Bank, con vino Omar Khayyam y Sprite, salteado con pedazos de limones y naranjas de aquí buenísimas. Pero eso no fue nada comparado con el estupendo salmorejo de Angie, las tortillas de patata, y el mullaor de Joan (parecido a la escalibada). Dos fabulosas tartas endulzaron el final. Un festín, como si se tratara de la celebración de la bella fiesta del valle en honor a Djehuty. ¡Larga vida a Djehuty! Di-ankh-er-djet-neheh mi-Ra...». Sobre las cinco de la tarde del viernes 28 de enero, mientras degustan la tarta del X aniversario, saborean un ron Matusalem o un Macallam, o fuman una «shisha» de cereza, en Luxor las revueltas eran más suaves que en El Cairo. Pero, aún así, ardía en llamas un edificio del Gobierno, un par de estaciones de policía, y se apedreaab la biblioteca Suzanne Mubarak: «El epílogo, horas después, fueron gases lacrimógenos, carreras por las calles y disparos al aire... Era mejor perder la mitad de una campaña que lamentar pérdidas más graves». Galán y su extraordinario equipo volverán en 2012 gracias al patrocinio de Unión Fenosa Gas. «Nos esperan enterradas una docena de tumbas de Djehuty y Hery nuevas desconocidas».

http://www.abc.es/20111114/cultura-arte/abci-union-fenosa-iluminara-antiguo-201111141802.html

VIDEO
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Jue Ene 31, 2013 10:06 pm

Hemos ido poniendo informaciones en ogtros paartados.
aquí esta , nuevamente, la página web de la excavación

http://www.excavacionegipto.com/
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Sáb Feb 02, 2013 1:01 am



http://www.laht.com/
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Sáb Feb 02, 2013 1:12 am



http://elcomercio.e3.pe
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Feb 18, 2013 12:14 am

15/2/2013
Hoy hemos recibido la visita de un grupo de la embajada española en El Cairo y de Unión Fenosa Gas, nuestros patrocinadores. Recibir este tipo de visitas es para nosotros una gran alegría y les estamos muy agradecidos. Por la mañana hemos hecho juntos un tour por algunas de las tumbas de los nobles abiertas al público, siguiendo un orden cronológico, comenzando por el reinado de Tutmosis III y acabando en el de Akhenaton: Rekhmira, Sennefer, Mena, Nakht y Ramose. Un grupo del equipo se ha ido caminando hasta la cima de “Tot hill”, un montaña bastante alta, en cuya cima se conserva parte de un templo construido en adobes y dedicado al dios Tot.



http://excavacionegipto.com/diario/2013/2-15/diario2_15_13.html
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Lun Feb 18, 2013 12:15 am



Plano de las tumbas de Djehuty y Hery, realizado por Juan Ivars y Carlos Cabrera durante la campaña de 2003. Para la toma de datos se utilizó una estación total.



Las tumbas de Djehuty y de Hery están excavadas en la falda sur de la colina rocosa de Dra Abu el-Naga. La puerta de la tumba de Djehuty (nº 11) sirve también de entrada para la tumba de Hery (nº 12), pues su puerta permanece enterrada.

La tumba de Djehuty poseía originalmente un recibidor abierto y sin techo. El recibidor fue cerrado y techado por el Servicio de Antigüedades de Egipto en los años 60 para proteger los relieves, las inscripciones y la estatua de Djehuty que están esculpidos en sus paredes. Sobre una de ellas, se representa un banquete funerario que incluye un arpista seguido de un par de mujeres que cantan y marcan el ritmo con sistros. A ambos lados de la puerta original de la tumba se grabaron sendas estelas con una extensa inscripción biográfica de Djehuty.

La sala transversal también posee decoración en relieve, mostrando un variado repertorio de escenas acompañadas de inscripciones. En el suelo se excavó un pozo, y en una de las paredes laterales se abre una galería que conduce a la tumba de Hery. En la pared opuesta se abre otra galería que comunica con una esquina del recibidor. Esta galería está hoy llena de escombros, muy probablemente conteniendo momias de ibis y cerámica de época tardía.

El estrecho pasillo que conduce hasta el santuario del fondo también está decorado con relieves, representando la peregrinación fluvial hacia Abidos (donde se encontraba el templo principal de Osiris, rey de los difuntos), una escena de caza en el desierto, rituales realizados frente a la momia, etc.
El acceso al santuario del fondo, donde probablemente habrá una estatua de Djehuty sentado junto con su esposa, está cortado por una montaña de escombros que llega casi hasta el techo.

La tumba de Hery (nº 12), es anterior en el tiempo que la de Djehuty. El recibidor y la sala transversal no pueden verse en el estado actual de la tumba. Las paredes del pasillo que se dirigía hacia el santuario del fondo están decoradas con finos relieves, representando un banquete funerario, una cacería en el desierto, una procesión funeraria, etc.
La parte de la tumba donde debería encontrarse el santuario está lleno de escombros con huesos de animales (ibis) y cerámica rota. La sala tiene un pilar muy tosco, y se convierte en una galería que conduce de vuelta hacia el pasillo que une las dos tumbas. Todo este "anexo" sigue estando cubierto de escombros, con pozos y oquedades excavados en la roca.

En la obra fundamental de B. Porter & R. Moss, "Topographical bibliography of ancient Egyptian hieroglyphic texts, reliefs, and paintings", vol. I, publicada en 1927 y revisada en 1960, puede encontrase un plano y una descripción de las dos tumbas. Su plano, sin embargo, omite muchas detalles de interés. Por otro lado, la descripción comete el error de asignar a la tumba nº 11 de Djehuty objetos que sin duda proceden de la tumba de un homónimo que desempeñó el cargo de "supervisor de los países extranjeros del norte". Estos objetos fueron adquiridos en el siglo XIX en el mercado de antigüedades y algunos de ellos se exhiben hoy en el Louvre. Conviene tener presente que el nombre de Djehuty era muy común en aquella época, como así lo demuestra también la interesante tumba nº 110 en Abd el-Qurna.



http://www.excavacionegipto.com/tumba/plano.jsp.htm
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Semíramis
Admin


Cantidad de envíos : 45966
Localisation : KV 43
Fecha de inscripción : 10/06/2007

MensajeTema: Re: DJEHUTY   Miér Abr 03, 2013 11:44 am




Publicado el 03/04/2013


El Proyecto Djehuty, liderado desde el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), ha descubierto en la colina de Dra Abu el-Naga, en Luxor (antigua Tebas), los enterramientos de cuatro personajes pertenecientes a la elite de la dinastía XVII del antiguo Egipto, que vivieron hace unos 3.550 años. Estos hallazgos, realizados durante la XII campaña de excavaciones arqueológicas, arrojan luz sobre un periodo histórico poco conocido en el que la ciudad de Tebas se convierte en capital del reino y se asientan las bases del imperio, del dominio egipcio sobre Palestina y Siria, al norte, y Nubia, al sur.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://nieblaysombras.blogspot.com/ En línea
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: DJEHUTY   Hoy a las 12:08 am

Volver arriba Ir abajo
 
DJEHUTY
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 4 de 6.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente
 Temas similares
-
» Tumba de kheruef TT192
» DJEHUTY
» Maquetas funerarias III

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
egiptomaníacos2007 :: 

EGIPTO ACTUAL

 :: Egipto: Exploradores, descubridores, arqueólogos y egiptólogos :: Hallazgos arqueólogicos en Egipto
-
Cambiar a: